EL FANTASMA DE CHICO CHÉ

La gente cuenta que se aparece por las noches rondando su tumba en el Panteón Central de Villahermosa, el fantasma de Francisco José Hernández mejor conocido como “Chico che”.

Algunos aseguran escuchar música saliente del panteón y ven una silueta de un señor de cabello un poco largo y que mide como 1.75 de altura y comenta que deambula sobre los pasadizos del cementerio.

Un grupo de investigadores fue al panteón y escucharon el sonido de un órgano tocando un tema muy conocido en ese lugar; notaron cuenta que el sonido no pertenecía a ninguna de las tumbas y descubrieron que el sonido provenía de un reloj que tenía tiempo que está descompuesto.