Las Horchatas de la Catedral
El puesto de las horchatas de la Catedral "La bendición de Tabasco" lo inició don León Alejo, originario de Cárdenas, Tabasco y su esposa Leonor Peña.
horchatas, catedral. el señor de tabasco, esquimos, león alejo, leonor peña, paletas, faustino peña, La bendición de Tabasco
28558
page-template-default,page,page-id-28558,theme-bridge,bridge-core-3.1.3,woocommerce-no-js,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,columns-3,qode-theme-ver-30.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-7.4,vc_responsive

LAS HORCHATAS DE LA CATEDRAL

«LA BENDICIÓN DE TABASCO»

Por: Landy P. Aguilar Palafox

 

El puesto de las horchatas de la Catedral «La bendición de Tabasco» lo inició don León Alejo, originario de Cárdenas, Tabasco y su esposa Leonor Peña.

Don Alejo trabajó en una paletería, la cascada», el «Xóchitl» por el palacio de gobierno y ahí aprendió a hacer preparados de sabores.

En un principio se ubicaba junto a la vieja Catedral, abrió su Negocio en 23 de diciembre de 1951. Los hijos de don Alejo llevaban las horchatas a los autos y recibían sus propinas. Vendía jugo de naranja, tamarindo y las horchatas que preparaba con coctelera.

Posteriormente en el sexenio de  Carlos Madrazo son trasladados a la acera de enfrente junto al parque Estrella.

Actualmente la maneja su hijo Faustino Alejo Peña. Se ha vuelto un lugar tradicional y obligatorio para los visitantes. Son famosas bebidas en venta actualmente consisten en pozol, horchatas y esquimos