CONTÁCTANOS
hola@detabascosoy.coom
Sigue nuestras redes sociales
EL Barco Salustino Abreu
En la hacienda Chablé se construyó un barco en el año de 1945, bautizado con el nombre de “Salustino Abreu”.
barco, transporte marítimo, salustino abreu. hacienda chable, emiliano zapata, montecristo
21954
page-template-default,page,page-id-21954,theme-bridge,bridge-core-2.6.3,woocommerce-no-js,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,side_area_uncovered_from_content,columns-3,qode-theme-ver-24.8,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.5.0,vc_responsive

EL BARCO SALUSTINO ABREU

Por: Omar Abreu del  Valle y José Humberto Pech Arcos, historiador de Campeche.
El auge del tráfico fluvial se vivió desde la época prehispánica en la época de los mayas chontales, y así predominó al paso de los siglos.
Durante la época colonial el comercio fluvial en la región de los ríos fue de gran impacto en lo socioeconómico; sobre todo para las poblaciones que se ubicaban en el margen del río, podemos señalar que durante el siglo XIX en el ya México independiente seguía predominando está vía de comunicación hacia el exterior.
Desde la época novohispana hasta la primera mitad del siglo XX los hacendados de la región producían todo aquel tipo de fabricación que les pudiera ayudar en su comercio socio-agrícola. Es entonces cuando podemos hablar de una de las haciendas más prestigiosas, como lo fue la hacienda Chablé, propiedad de la familia Abreu desde 1827 y ubicada territorialmente en el actual municipio de Emiliano Zapata, Tabasco. Antiguamente llamado Montecristo.
En dicha hacienda se construyó un barco en el año de 1945, bautizado con el nombre de “Salustino Abreu” dicha embarcación había sido manufacturado en 1,200 toneladas, este paquebote sirvió tanto para el transporte de personas como de mercancías nacionales e internacionales.
Su construcción fue 100% realizada por manos chableñas en el astillero de la hacienda Chablé. El “Salustino Abreu” es hasta el día de hoy la obra fluvial de mayor importancia en la villa de Chablé, orgullo y producto del esfuerzo de la mayoría de sus habitantes de aquella época.