CONTÁCTANOS
hola@detabascosoy.coom
Sigue nuestras redes sociales
Pomoná
Pomoná o Pakbul, como se lee su nombre jeroglífico, fue un importante asentamiento prehispánico durante el periodo Clásico Tardío entre el año 600 y 800 d.C., lapso en que constituyó una entidad política independiente. Está situada al oriente de Tabasco
Tabasco, tenosique, ruinas, zona arqueológica, Pomoná, maya
15695
page-template-default,page,page-id-15695,theme-bridge,bridge-core-2.6.3,woocommerce-no-js,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,columns-3,qode-theme-ver-24.8,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.5.0,vc_responsive
 

POMONÁ

Pomoná o Pakbul, como se lee su nombre jeroglífico, fue un importante asentamiento prehispánico durante el periodo Clásico Tardío entre el año 600 y 800 d.C., lapso en que constituyó una entidad política independiente. Está situada al oriente de Tabasco, a unos 250 kms. de Villahermosa y a 40 kms. de Tenosique . Su importancia radica en la riqueza de las inscripciones jeroglíficas, que nos brindan no sólo una cronología de su desarrollo, sino también información sobre sus gobernantes y sus relaciones con otras ciudades–estado de aquella época.

La zona donde se localiza el sitio arqueológico de Pomoná aparece bajo el nombre de Buenavista en las antiguas cartografías del estado de Tabasco, como son el plano general trazado por Adolfo Momia G. en 1890  y en el de 1891 de Alberto Correa, en el que se especifica que Buenavista fue una hacienda que abarcaba parte de la comunidad que hoy se conoce como Arena de Hidalgo. El nombre de Buenavista permaneció aproximadamente hasta 1930.

A mediados del mes de febrero de 1898, Teobert Maler (1842-1917), explorador italo-austro alemán inició sus recorridos por la cuenca de! río Usumacinta. Resultado de ellos fue la publicación en 1901 de su obra intitulada Researches in the Central Portian of the Usumacintala Valley. Al principio de su texto, Maler menciona como punto de partida la población de Tenosique, desde donde cruzó el Usumacinta y acampó en el caserío de Pomoná. para emprender el viaje hacia Chinikihá, Xupá y Palenque. Seguramente en esos días registró e! sitio arqueológico de Pomoná en su mapa general, aunque no lo refiere en el texto, posiblemente porque no encontró edificios en pie ni ningún monumento escultórico. Por su parte Karl Sapper publicó en 1897 un mapa de! Área Maya en el que ubicó a Pomaná, sin más información que Maler. Igual ocurrió con Oliver Ricketson y Franz Blom(1925) en su índice de zonas arqueológicas del arte maya.

Pomoná fue re-descubierto accidentalmente en 1959 por un grupo de campesinos durante una inspección de sus tierras para uso agrícola. En la década de 1960 Pomoná se insertó en la bibliografía arqueológica de Tabasco como uno de los asentamientos importantes de la cultura maya del periodo Clásico. Su importancia, complejidad y extensión son señaladas en los trabajos de Heinrich Berlin (1915-1988) historiador, antropólogo y arqueólogo alemán, en 1960 y el de César Lizardi Ramos (1895-1971) investigador y arqueólogo mexicano, en 1963. Heinrich Berlin destacó la importancia del sitio por su arquitectura y sobre todo por sus monumentos escultóricos con inscripciones jeroglíficas.

En 1982 se llevó a cabo la delimitación de Pomoná. Los trabajos de exploración y consolidación tuvieron lugar entre 1986 y 1988 con el apoyo del gobierno del estado de Tabasco, el municipio de Tenosique  y el INAH. Fue así como se exploró el Conjunto I de Pomoná y fue abierto al público el museo de sitio, en el cual se exhiben las piezas que se encontraban en Tenosique desde 1963, además de la importante colección privada reunida por José María Silva, integrada por valiosos objetos procedentes de la región circunvecina al municipio de Tenosique .

En el transcurso de su historia política y militar, Pomoná, según se interpreta en los jeroglíficos, estuvo sujeta durante cierto tiempo al poderío político y militar de Palenque. Esta ciudad, lo mismo que Panjalé, estaba situada en el inicio del Medio Usumacinta y desempeñó un papel importante en términos políticos y económicos, ya que servía como puerta de entrada al alto Usumacinta y a una importante porción del Petén, punto de acceso de los productos hacia la llanura costera.

Fuentes:

  1. Anaya Hernández, Armando (2004) El Reino de Pomoná y su Región Interior –  FAMSI,
  2. Lizardi, Carlos (1963). Inscripciones de Pomoná Tabasco. Revistas Filológicas de la UNAM Vol 3 1963. México.

G A L E R Í A